SENADOR ISMAEL RECHAZA REFORMA A LA LEY DE SEGURIDAD NACIONAL EN MATERIA DE AGENTES EXTRANJEROS

*Atenta contra la autonomía y el pacto federal, estados, municipios y pretende subordinarlos a su voluntad, denunció el legislador por Tamaulipas

Ciudad de México.- El Senador por Tamaulipas, Ismael García Cabeza de Vaca rechazó la reforma a la Ley de Seguridad Nacional en materia de “agentes extranjeros” enviada por el titular del Ejecutivo Federal, “porque atenta contra la autonomía y el pacto federal, estados, municipios y pretende subordinarlos a su voluntad”.

Esta reforma es arbitraria con los socios de México en el combate al crimen organizado y empeñada en favorecer la desconfianza entre México y el cuerpo diplomático acreditado en el país, afirmó el legislador del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional. 

«Pareciera que (la  reforma) está diseñada para hostilizar las fuentes de cooperación extranjera, criminalizar actividades lícitas de carácter diplomático y de inteligencia indispensables para el combate al crimen organizado y para establecer un estado policiaco que en lugar de luchar contra la delincuencia organizada transnacional quebranta vínculos de apoyo y buena fe con socios estratégicos para consolidar el estado de derecho en México”. 

Hizo especial énfasis en que en este dictamen se amenaza con sanciones administrativas y hasta penales a quienes se alegue que se han reunido con “agentes extranjeros”, un planteamiento que está muy lejos de estar en consonancia con los avances de la interdependencia global en el combate al crimen organizado. 

La propuesta, recientemente aprobada por el pleno del Senado,  asegura el Senador que lejos de proteger la soberanía nacional, la debilita, puesto que puede afectar también el combate al crimen organizado, al pretender que el Estado Mexicano a diferencia de la vasta mayoría de los países del mundo, puede solo contra el crimen organizado.

Consideró que la iniciativa será inoperante, sembrará más desconfianza y dificultará el intercambio de información y agregó que indudablemente el Gobierno Federal vuelve a mostrar su rostro autoritario, centralizador y represivo.

Finalmente el tono persecutorio de esta propuesta va a generar más desconfianza, más opacidad y menos intercambio de información valiosa, expresó el Senador Cabeza de Vaca.

Es larga la lista de consecuencias negativas que se prevén y sobre todo en la ya debilitada relación entre Federación, Estados y municipios a quienes se pretende someter a voluntad del ejecutivo, remarcó.

La iniciativa de reforma a la Ley de Seguridad Nacional en materia de “agentes extranjeros” repite un error común de otras propuestas del titular del ejecutivo federal, apuntó el Senador de Tamaulipas.